Sunday, 24/6/2018 | 16:50 UTC-5
InterSIP Noticias

La otra cara de la requisa

Post by relatedRelated post

La implacable cacería de conductores con vehículos sin placas que con mucho éxito se ha realizado esta semana en la región Centro de Coahuila y concretamente en Monclova y Frontera, por ahora, ha tenido reacciones negativas porque esta medida no se ha estado aplicando en los automóviles y camionetas pick up, así como coches deportivos y de lujo que son protegidos por las autoridades de la Dirección Fiscal General del Estado, pues hay organizaciones que venden calcomanías y “remedos” de placas que lleva el nombre o siglas de ONAPPAFA, UCD, FRENOS y otras, a las que de hecho se les brinda impunidad y sus conductores no son molestados.

Mi  Columna

La otra cara de la requisa

Por Carlos Robles Nava

La implacable cacería de conductores con vehículos sin placas que con mucho éxito se ha realizado esta semana en la región Centro de Coahuila y concretamente en Monclova y Frontera, por ahora, ha tenido reacciones negativas porque esta medida no se ha estado aplicando en los automóviles y camionetas pick up, así como coches deportivos y de lujo que son protegidos por las autoridades de la Dirección Fiscal General del Estado, pues hay organizaciones que venden calcomanías y “remedos” de placas que lleva el nombre o siglas de ONAPPAFA, UCD, FRENOS y otras, a las que de hecho se les brinda impunidad y sus conductores no son molestados.

Al menos en Coahuila, ha sido motivo de controversia el si las autoridades fiscales del Estado, están o no facultadas para actuar igual que con el resto, contra las unidades motrices.

En semanas pasadas, la Suprema Corte de Justicia de la Nación, dictaminó la invalides de esas calcomanías e imitación de placas como impunidad para transitar por el país cualquier vehículo amparado y protegido por las citadas organizaciones.

Por otra parte, la misma Suprema Corte, señaló el juicio emprendido contra un grupo de cinco a seis jueces federales que por años estuvieron resolviendo amparos a las diversas organizaciones mencionadas para transitar sin ser molestados “protegidos” por calcas de ciertas asociaciones, grupos o sociedades.

Como si fuese poco, la Cámara de la Industria Automotriz, ha dicho hasta el cansancio, el daño económico que se comete no solo en perjuicio de las empresas nacionales metidas a la industria automotriz, sino el fuerte golpe que se causa al empleo, ya que esa Cámara, recientemente hizo público que la entrada de contrabando de los vehículos llamados “chocolates” o ilegales, han sido factor principal para dejar de generar 300 mil empleos en ese ramo, ya que la entrada de esas unidades sin pagar los respectivos impuestos, es cada vez más creciente.

Los propietarios de vehículos de Frontera y Monclova, que han sufrido las consecuencias de traer en circulación coches nacionales de su propiedad, sin placas, tronaron inconformes y molestos porque a los propietarios de autos y camionetas pick up con calcas de la UCD, FRENOS, ONAPPAFA y otros “pulpos” no se les molesta y se les permite transitar con placas oficiales más.

Califican como un exceso de impunidad y protección de parte de las autoridades de la Administración General Fiscal de Coahuila, por solapar y hacerse alarde de esa influencia que con una simple remedo de placa o calcomanía puedan andar cientos y cientos de vehículos “chocolates” por todas las regiones de la Entidad.

Estiman que la aplicación de las leyes deben ser parejas y evitar que haya “coludos” y “rabones”, que es lo mismo ciudadanos de primera y segunda.

Cuando se inicio esta campaña de cacería sobre las unidades motrices sin placas, recibió comentarios y opiniones favorables, las que se revirtieron al enterarse y darse cuenta que los ilegales y “chocolates” transitaban libremente e inclusive, pasando por los mismos retenes que están haciendo la requisa de los incumplidos.

La “ ejemplar” acción de actuar contra los vehículos sin placas, el personal policiaco que apoya a las autoridades Fiscales Estatales, llegó también a las unidades oficiales de los ayuntamientos de Monclova, Castaños y Frontera, llevándose a los corralones de custodia no menos de una decena de unidades de esos municipios.

Esta requisa de unidades oficiales, puso en la mesa de la critica al alcalde de Monclova, Gerardo García Castillo, quien en los primeros meses de inicio de su administración, mintió a la prensa y ciudadanía al asegurar que todas las unidades oficiales de su gobierno local, portaban nuevas placas y todo estaba en regla, lo que resultó toda una falacia, al reconocer con motivo del decomiso de algunos vehículos de su administración que solo se regularizó la situación de casi un 90 por ciento del parque vehicular.

Sin embargo, las unidades con calcas y falsas placas vendidas por ONAPPAFA, FRENOS y UCD y otras organizaciones similares, siguen disfrutando su marcada e intolerante impunidad.

Una acción positiva, por desgracia, se les revirtió a los mandamás de la Administración General Fiscal, mostrando esa protección y tolerancia, la otra cara de una requisa que inició con el pie derecho y en principio, con la aceptación y buenos comentarios de la ciudadanía, percepción que dio una vuelta de 360 grados al darse cuenta que este programa tiene dos caras: Los protegidos y los desprotegidos. (www.intersip.org)

About