Noticias , Saltillo, Coahuila, Lideres

Guillermo Robles

Vivo para trabajar o trabajo para vivir

Para Carlos Tello Macías, ex director del Banco de México, el crecimiento del país ha sido de manera mediocre no solamente en esta administración sino en las siete administraciones presidenciales del pasado.

OPINIÓN

Por Guillermo Robles Ramírez

Vivo para trabajar o trabajo para vivir

Para Carlos Tello Macías, ex director del Banco de México, el crecimiento del país ha sido de manera mediocre no solamente en esta administración sino en las siete administraciones presidenciales del pasado.

            Como todos cuando forman parte de un sistema de gobierno no solo observan y callan cuando las cosas andan mal en nuestro país, sino que se convierten en partícipes de manera directa o indirectamente desde el momento en que callaron para posteriormente y una vez consumidas sus oportunidades, ahora sí dicen lo que no se atrevieron a declarar en su tiempo, sino seguir la corriente al presidente en turno.

            Pero bueno, como se diría por ahí y acá, más vale tarde que nunca, pero sin quitarle mérito ni tampoco como es para darle un premio por decir, más que la verdad en cuanto a la falta de crecimiento en el país muy a pesar de que cada Presidente de la República, Gobernadores y Presidentes Municipales, se llenan la boca en sus diferentes discursos al decir que la economía va repuntando y los empleos van en aumento al igual que las inversiones extranjeras.

            Cuántas veces han escuchado o leído en los periódicos que tal Gobernador o tal Presidente Municipal al igual que el Ejecutivo viajan a diferentes naciones para traer inversiones o promocionar una entidad y siempre llegan con muy buenas noticias y miles de retóricas, pero pasan las semanas, meses y años de aquellos lugares donde han visitado nada más no se concreta alguna inversión nueva para generar trabajo.

            Aunque es peor dentro de esas promociones a las cuales nunca llegan, tristemente lo único que tienen nuestros representantes que  ofrecer es mano de obra barata dejando a un lado a nuestros profesionistas y ni aun así les resulta atractivo nuestro país o localidad que van a representar. Tampoco se hace un proyecto para promocionar a empresas o negocios de nuestro país para explotar un sector que está muy olvidado como es la exportación de servicios y productos 100 por ciento mexicanos.

            En efecto como lo describe bien el ex director del Banco de México, la economía informal va en aumento sin tener una precisión exacta de cuántos mexicanos se han unido cada vez más a éste tipo de sistema de la economía para poder sobrevivir ante la incertidumbre del qué va pasar el día de mañana.

Algunos consideran que es el 60 por ciento de la población quien está en el negocio o comercio informal pero pudiera ser más de lo que se imaginan puesto que por su misma naturaleza no se pueden cuantificar porque no están a simple vista de las autoridades pero sí se puede percibir en los ingresos de las arcas de cada gobierno en donde engañosamente para mantener una cifra la única solución que tienen las autoridades es incrementar las tributaciones de aquellos que sí están dentro de la formalidad siendo los mismos contribuyentes de siempre los que mantienen al país y a los cada vez más descarados funcionarios públicos que ante los huecos legales e impunidad por sus fueros constitucionales son intocables para sus enriquecimientos y vidas llenos de ostentosidad.

            No existe ni un solo partido político que se halla visto envuelto por alguno de sus miembros en alguno escándalo ya sea por involucrarse con el crimen organizado, saqueado las arcas de la tesorería, tráfico de influencia favoreciendo a alguna empresa preferentemente constructora para otorgarle alguna obra a cambio de algún beneficio, regalo inmueble o algún tipo de comisión en efectivo.

            A la falta de veracidad en quienes representa los partidos políticos en donde los mexicanos ya no se les puede engañar y en la cual cada vez la gente opina igual en donde “..todos son los mismos..” los partidos se han visto en la necesidad de poner al frente a personajes o figuras públicas de la televisión o del mundo de la farándula hasta futbolistas y payasos famosos en busca de una reacción positiva para la ciudadanía.

            No solamente la economía de nuestro país se ha hecho mediocre como lo señala Carlos Tello Macías, sino también hay que agregar a los partidos políticos en donde cada vez salen nuevas propuestas ante la mediocridad de los partidos que una vez en el poder hacen muy poco o nulo esfuerzo para poder crear verdaderos detonadores de empleo más que puros incrementos de impuestos para poder crear una economía ficticia en donde ante la dificultad y complejidad para los que pertenecían a los Repecos, les resulta imposible pagar los impuestos por su bajo margen de ganancia en donde tienen que tomar una decisión que es el trabajar para Secretaría de Hacienda o trabajar para sostener la familia. (Premio Estatal de Periodismo 2011 y 2013) www.intersip.org