Noticias , Saltillo, Coahuila, Lideres

Saltillo

Puede colapsarse en 10 años, sino no hay providencias

De no tomarse las providencias que requiere, el fondo de pensiones del Instituto Mexicano del Seguro Social, puede colapsarse dentro de diez años, aseguró el diputado federal, Mario Dávila Delgado, Presidente de la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados.

El fondo pensiones del IMSS

Puede colapsarse en 10 años, sino no hay providencias

Por Carlos Robles Nava

20 mayo 2015; Saltillo, Coahuila.- (SIP) De no tomarse las providencias que requiere, el fondo de pensiones del Instituto Mexicano del Seguro Social, puede colapsarse dentro de diez años, aseguró el diputado federal, Mario Dávila Delgado, Presidente de la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados.

Advirtió y reconoció que en la actualidad en el IMSS se tiene una buena administración por cuanto hace al fondo de pensione, además de que se tiene igual una buena perspectiva de la actual situación que se vive.

La situación en los demás fondos de pensiones de instituciones públicas de salud como el I.S.S.S.T.E. y de la misma Secretaría Federal de Salud, se enfrenta s similar circunstancia, afirmó el legislador recalcando que la situación es cada vez más apremiante, pues los trabajadores de Salud y demás, piden más tiempo de vida, más esperanzas en una edad más prolongada, mientras que por otra parte, en México hay más jóvenes, por tanto se requiere de más dinero para pagar a los jóvenes las nuevas plazas en las instituciones de salud, así como en los fondos de pensiones, pues se vive más y si no se toman las provisiones que requiere el problema de crear un fondo resistente y que aguante esas presiones que tiene, va a ser más difícil.

Sugirió que la Presidencia de la República, el IMSS y todas las entidades de pensiones que contempla el área de salud pública, tienen que hacer algunos cambios, en la reserva probablemente en las edades de las pensiones.

Como ejemplo señaló que en Francia y España acaban de prolongar a los 70 años, la edad de jubilarse o pensionarse, mientras que “aquí tenemos trabajadores del Seguro Social que a los 45 o 50 años de edad están jubilados y si la esperanza de vida anduviese en 76 años entonces estarán pagándoles por 30 o 40 años, a lo mejor el mismo tiempo que estuvieron trabajando o quizá hasta más, entonces, se tienen que tomar provisiones, se tienen que hacer los ajustes a la actualización y contemporización de lo que está sucediendo en el caso concreto del área de salud.

Una alternativa expuesta por Mario Dávila Delgado, es alargar la edad de jubilación y pensión creando un fondo mayor y aplicar más dinero a la Salud, pues “nosotros que revisamos el presupuesto anual federal, vemos que se va mucho dinero a áreas que no son tan prioritarias y este es el recurso humano prioritario que tenemos, estimando que las alternativas que se tienen es crear un mayor fondo y valorar la posibilidad de que se prolonguen un poco las tiempos laborales, esas serán las dos grandes claves o de lo contrario se acabará el dinero.