Wednesday, 23/5/2018 | 17:02 UTC-5
InterSIP Noticias

Los de adentro y fuera

Los de adentro y fuera

Post by relatedRelated post

Mi Columna

Los de adentro y fuera

Por Carlos Robles Nava

crn-1024x1024

He sido un convencido de que los servicios de consulta médica, hospitalaria y otros servicios más otorgados por el Instituto Mexicano del Seguro Social, somos los propios derechohabientes y empleados del Instituto, quienes nos lo estamos acabando e ignoramos los beneficios que se reciben al estar dentro del Seguro Social.

Somos demasiados los afiliados al IMSS que no alcanzamos a dimensionar sus alcances y los diversos servicios que proporciona a los asegurados, por más que nos quejamos de las atenciones que brinda.

Por años, los de adentro y fuera, me refiero a trabajadores de los diferentes niveles como los mismos derechosos, nos hemos encargado de hacerle mala fama al Seguro Social, sin embargo, somos millones los mexicanos que acudimos a su atención médico hospitalaria cuyo costo por consulta de los facultativos y clínicas particulares son inaccesibles para la generalidad de la población.

Y, qué decir de los tratamientos de enfermedades como el cáncer, diabetes, hipertensión, pulmonares, esclerosis múltiple, insuficiencia cardiaca, enfermedades crónicas degenerativas y otras mucho más cuyo costo solo en su tratamiento es elevado.

Esto sin contar los medicamentos que en el mercado comercial normal son de alto costo siendo un ejemplo de ello los prescritos para tratar el cáncer, la diabetes, los relacionados con el corazón, etc., como tampoco no considerar una intervención quirúrgica.

Otro de los males o “cánceres” que reducen la capacidad económica del Seguro Social, son los robos en el interior de sus diferentes áreas por sus propios trabajadores y en los que en varios de ellos han sido partícipes miles de derechohabientes y por mencionar causales la compra de incapacidades inexistentes, el robo de cajas completas de medicamentos, de equipo diverso y la falsificación de papelería oficial del Instituto para saquear sus recursos.

Esto no es solo en ciertos Estados, sino en todos y cada un donde existe el Seguro Social y como simple ejemplo, en días pasados se dio a conocer públicamente por un medio informativo, la venta de capacidades laborales con papelería y sellos falsificados y que son vendidos al mejor postor por cientos de personas.

 

About