Sunday, 21/4/2019 | 2:31 UTC-5
InterSIP Noticias

Son muy “jaladores”

Son muy “jaladores”

Post by relatedRelated post

MI COLUMNA

Son muy “jaladores”

Por Carlos Robles Nava

Carlos Robles

Contrariamente a la creencia o impresión que existe en el sentido de que las personas que enfrentan alguna discapacidad física, no están en condiciones de corresponder a un trabajo, en los hechos ha quedado demostrado su alta productividad, responsabilidad y eficiencia en las empresas que los contratan, resultando muy cumplidos y muy “jaladores”.

Esa es la razón por la que en Coahuila las empresas de los principales municipios como son Saltillo, Torreón, Monclova y Piedras Negras, cada vez cuentan con más personal discapacitado.

La última feria del empleo que se realizó en Saltillo, se ofertaron vacantes para personas discapacitadas y adultos mayores, encontrando empleo buen número del primer sector mencionado.

Por diversas razones, tanto en Coahuila como en el resto del mundo, ha crecido el número de personas discapacitadas físicamente y de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadísticas y Geografía, INEGI, en el 2010 la población en México con alguna discapacidad física representó el 5.1 por ciento.

Se calcula que para el 2020 seremos 130 millones de habitantes y no menos de siete millones de ellos adolecerá de alguna discapacidad y por cuanto hace simplemente en Saltillo, se estima serán 40 mil previendo una población de 800 mil habitantes.

Sicológicamente y conforme a opinión de médicos especialistas, la ocupación de ese sector de población viene a estimularlos y alentarlos para seguir activos ya que representa ello un beneficio para su existencia.

Este sector vulnerable tiene el derecho de tener una vida digna, además de autónoma y libre en la que pueden tomar decisiones, principalmente contar un sustento económico para ellos mismos sus propias familias.

Las empresas que contratan personas discapacitadas y adultos mayores, tienen de parte del gobierno estímulos fiscales, aunque eso sale sobrando ante la alta capacidad y magnifica productividad demostrada pese a sus condiciones.

Hay que tomar en cuenta que dentro del grupo de discapacitados hay un numeroso grupo de jóvenes e inclusive con buenos estudios profesionales, habiendo también quienes ya traen una buena experiencia, convirtiéndose con mayor razón más útiles y positivas para los negocios que los ocupan.

Es de justicia hacer alusión que la confianza que las personas discapacitadas han logrado del sector empresarial ha sido gracias a los positivos resultados que han dado los grupos contratados con anterioridad.

Así mismo, por la intensa labor de convencimiento que han realizado diversos organismos exhortado al sector productivo a probar en sus diversas áreas la capacidad y positiva respuesta que dan estas personas en el rendimiento del trabajo a que han sido asignados. (www.intersip.org).