Noticias Coahuila, Lideres de Opinión, Reportaje SIP

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
FotoAgenciaSIP
Nacionales

De Torreón a Torreón, 1913-1914

 El Gobierno del Estado de Coahuila, a través de la Secretaría de Cultura y el Servicio Postal Mexicano invitan a la exposición “De Torreón a Torreón, 1913-1914”  que se lleva a cabo en el Palacio Postal ubicado en Tacuba 1 Centro histórico de la Ciudad de México.

De Torreón a Torreón, 1913-1914

 Por Roberto Robles.

FotoAgenciaSIP15 septiembre 2014; México D.F.- El Gobierno del Estado de Coahuila, a través de la Secretaría de Cultura y el Servicio Postal Mexicano invitan a la exposición “De Torreón a Torreón, 1913-1914”  que se lleva a cabo en el Palacio Postal ubicado en Tacuba 1 Centro histórico de la Ciudad de México.

La muestra fotográfica cuyo curador es Miguel Ángel Berúmen consta de 90 piezas y estará expuesta en el Palacio Postal del Distrito Federal del 12 de septiembre al 24 de octubre de 2014.

La Exposición “De Torreón a Torreón, 1913-1914”  plantea como se  realizan una serie de sucesos que terminan justo en el lugar donde empezaron: Torreón, cerrándose en un círculo perfecto.

Se podría decir que un grupo de hombres rudos de Coahuila, Durango y Chihuahua, con dos años en la revolución, no eran más que unos adolescentes en el arte de guerrear, pero les urgía ser adultos lo antes posible para vencer a Victoriano Huerta, sin duda, el militar más exitoso en México después de su aplastante victoria sobre Pascual Orozco en 1912 y también el hombre más poderoso después del cuartelazo a Madero a principios de 1913.

Como el adolescente de la imagen central de esta exposición, a la División del Norte le quedaban pocos meses para madurar, para hacerse hombre. Este niño-joven infundido en los deseos de libertad crecerá rápido y fuerte cortando todas las cabezas de la hiedra del antiguo régimen.

Su fuerza ciega, sus puños de acero, su fe inquebrantable no le alcanzará a la División del Norte para ver, como si lo vio Emiliano Zapata, que Huerta al final, no sería su peor enemigo. Al igual que en 1911 los hombres de buena voluntad y fieros sin temor a la muerte, se acogieron al plan de San Luis solo para descubrir más tarde que habían sido utilizados como maquinaria de guerra. El Plan de Guadalupe les tendería la misma trampa. Debían acogerse sin restricciones al liderazgo político de Venustiano Carranza. ¿Por qué?

Pero como la fuerza militar tiene que convertirse tarde que temprano en poder político, Francisco Villa no tardó en disputarle ese liderazgo a Carranza, eso motivó que la atención de todos los levantados en armas contra Huerta se centrara en Carranza y Villa, no se diga los medios, cuya cobertura nacional e internacional terminó inclinándose en la figura de Francisco Villa por un tiempo.

Por eso esta exposición, sigue siete meses a la División del Norte a través de la figura de Villa.

Torreón se plantea como principio y destino, como el corazón que bombea la sangre por las venas del ferrocarril a los órganos vitales de la república.

Torreón es la llave que abre las puertas de la fortaleza.

La muestra fotográfica, tiene un recorrido histórico dramático, rescatando en ese camino fotografías de la Villa de Torreón en un capítulo denominado: «Todo principio es siempre la continuación de algo» pero también otro en el que el curador descubre su método, «el cómo», para lo cual es necesario echar más que una simple mirada.